Catorce largos años ya desde mi viaje a Argentina en el ’98. Una ciudad que ya entonces empezaba a sufrir los estragos de las privatizaciones y la corrupción pero que comenzó a sufrir sus horas más bajas, corralito incluído, muy poquito tiempo después de que yo regresara.Sin embargo,son curiosas lasLeer más

Me encanta Essaouira. Dentro del caos que puede suponer Marruecos, sobre todo en ciudades medianamente grandes donde el tráfico (de coches y personas) es caótico, Essaouira supone una bocanada de aire fresco. En mi opinión tiene el tamaño ideal (70.000 habitantes), ni demasiado grande ni demasiado chica, pero es quizásLeer más