Ramen

Aunque la gastronomía nipona tiene incontables recetas de sopas, desde al ramen a la de miso o el yakisoba, voy a dejaros la mía particular de fideos udon, que son esos fideos de trigo bastante gruesos. Para ello, deberéis haceros con ciertos ingredientes que probablemente sólo encontrareis en supermercados de comida asiática. Aún así,la mayoría de ellos no son caros (a excepción de las setas shiitake,que suelen rondar los 15 euros el kilo). Yo suelo comprarlas secas para que aguanten más en casa y por ello son más caras pero también podéis adquirirlas frescas. En Madrid, donde vivo, cada vez es más fácil encontrar supermercados asiáticos con productos frescos, envasados y congelados. En mi caso, suelo tirar mucho de los que hay en la calle General Margallo, cerca del metro de Tetuán.

Comenzamos con lo primero,que es la base: el caldo dashi (el caldo japonés equivalente a nuestro caldo de pescado). Para ello, en una cacerola ponemos un litro de agua con el alga kombu (yo suelo poner del tamaño de una postal). Lo dejáis a temperatura ambiente durante unos 30 minutos, calentáis y justo antes de que rompa a hervir, retiráis el alga para que el caldo no quede amargo y añadís dos cucharadas de mirin (el mirin es un vinagre de arroz parecido al sake).

Al retirar del fuego,esperamos un minuto y echamos unos 30 gramos de hanagatsuo (bonito seco) y una pizca de ajinomoto. El ajinomoto es una especia japonesa que hace apreciar aún más los sabores de su gastronomía, a los que nuestro paladar no suele estar acostumbrado. Colamos el caldo y reservamos.

Noodles

Vamos con los fideos udon. Para dos personas, yo suelo usar unos 200 gramos: es simplemente ponerlos a cocer 5 o 6 minutos,colar con agua fría y reservar.

Ahora el resto de condimentos. Si has utilizado setas shiitake secas, lo conveniente es que antes de prepararlas las tengas unas 3 horas en remojo. Pasado ese tiempo, lávalas y corta los troncos; si haces un pequeño corte en las cabezas, absorberán mejor el sabor. En una sartén con aceite bien caliente, incorporamos cortados en trozos un diente de ajo, una cebolla y una zanahoria, posteriormente añadimos un poco de jengibre (yo le compro fresco y le rallo, queda mejor que el seco) y cuando comience a dorarse, añadid las setas y a última hora los langostinos previamente cocidos.

Volvemos ahora al caldo dashi. Calentamos a fuego fuerte, añadimos dos cucharadas de salsa de soja, incorporamos las verduras y langostinos junto a los fideos udon y al servirlo en los cuencos, decoramos con alga nori picada y semillas de sésamo. ¡Que os aproveche!

2 comentarios

  1. Author

    Me alegro, guapa!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.